Web Analytics

Peugeot 205 Rallye

El Peugeot 205 Rallye

Durante la época de los 70 Peugeot era considerado el fabrican de coches más conservador de las tres grandes marcas automovilistícas francesas. El éxito de Citroën y Renault produciendo coches pequeños inspiró a Peugeot a comprar Simca, que ya tenía experiencia, para hacer competencia en el mercado y en el mundo del rally a las antes mencionadas. Esto los llevó a producir el Peugeot 205, un modelo de turismo del segmento B que tendría tanto éxito en las calles y las competiciones que la marca se vio obligada a desarrollar el modelo del cual hablaremos hoy; EL Peugeot 205 Rallye.

Origen del Peugeot 205 Rallye

Años después de hacerse con los derechos de Simca en 1978, Peugeot lanzaría al mercado su modelo 205 que en 1983 que tendría la intención de hacerle frente a otros coches como el Renault 5 Turbo que tenía un buen margen de ventas en Europa. El objetivo se cumplió y el Peugeot 205 fue un éxito total con miles de ventas en todo el mundo. Sin embargo, era considerado un modelo un poco costoso, por lo que el fabricante francés aún tenía la espina de querer producir un coche más económico al alcance de los jóvenes amantes de los deportivos.

Fueron estas condiciones las que llevaron a la creación del Peugeot 205 Rallye en 1987, un coche con unas potentes prestaciones con un precio que le permitió rivalizar en el mercado con otras grandes marcas como Citroën, Seat, Ford o Chevrolet. Este modelo se diseñó inspirado en la versión GTi del 205, con unos ligeros cambios en mecánica que le hacían más lento, pero lo suficientemente ágil como para dominar las pistas más complejas siendo un coche con una manejabilidad muy buena.

Se trataba de un coche pequeño, despojado de elementos innecesarios y materiales que lo hacían más ligero. No era tan rápido como el GTi, pero la diferencia no era excesiva. De hecho, en una comparativa de la revista Autopista en 1987, se demostró que la diferencia entre uno y otro en un acelerón de 1000mt era de menos de 50 centésimas de segundo.

Motor del Peugeot 205 Rallye

El motor del 205 Rallye era una auténtica maravilla de 4 cilindros en línea y 1294cc que le daban una diabólica potencia de 102CV. Esta máquina en carrera podría alcanzar con facilidad los 185km/h, poco menos de los 200km/h del GTi, y aceleraba de 0 a 100 en escasos 9,6 segundos. Esto combinado con la tracción delantera y su caja de cambios de cinco velocidades lo convertían todo un correcaminos de acero de menos de 800kg. Fueron estas prestaciones las que llevaron al legendario piloto Jaime Castán, a elegirlo como su primer coche de carreras.

Características del Peugeot 205 Rallye

  • Un coche pequeño y ligero de menos de 800kg y solo 3,7mt de largo. La habitabilidad no era su fuerte y solo tenía espacio para cuatro plazas.
  • Era muy fácil de conducir entrando con una suavidad exquisita en las curvas y una aceleración excelente que le hacían recuperar la velocidad en poco tiempo.
  • La relación de cambios era excelente, muy bien adaptada para la conducción deportiva de la época.

El objetivo se cumplió a la perfección y fuera de las competiciones el Peugeot 205 Rallye era amado por los fanáticos de la conducción de finales de los 80’s y principios de los 90’s. Su fabricación continuó hasta 1998 cuando Peugeot evolucionó y comenzó el desarrollo de la versión 206, que también tendría un volumen de ventas exitoso.

coches clasicos

Facebooktwittergoogle_pluspinterest
error: Content is protected !!
El Coche Clásico